Sistema de Inertización EcoPrevent

 Cuando nos inquieta la seguridad en protección contra incendios y estamos habituados a los sistemas de protección tradicionales, inevitablemente pensamos… “Y si se produce un incendio, ¿mis sistemas lo extinguirán? ...” Con los sistemas de Inertización EcoPrevent, desde PEFIPRESA y de la mano de Minimax, este pensamiento no tiene cabida.

¿QUÉ SON LOS SISTEMAS DE INERTIZACIÓN ECOPREVENT?

Los sistemas Oxeo EcoPrevent utilizan nitrógeno para garantizar una protección contra incendios eficiente al máximo nivel de seguridad. Mediante la reducción de oxígeno, previenen activamente los incendios. Los sistemas Oxeo EcoPrevent son sinónimo de fiabilidad, flexibilidad y eficacia, lo que los convierte en la solución perfecta cuando se trata de una protección contra incendios en áreas particularmente sensibles.

Los sistemas Oxeo EcoPrevent usan una atmósfera empobrecida en oxígeno para asegurar una protec­ción constante contra incendios. Los tiempos de inactividad operacional se reducen al mínimo y los daños medioambientales y materiales ocasionados por fuego o sus consecuencias son eliminados. De este modo, se protege la capacidad de suministro de bie­nes irrecuperables de manera óptima.

En función del sistema, la concentración de oxígeno en el área protegida o bien es continuamente baja o bien disminuida en caso de emergencia, vía sumi­nistro controlado de nitrógeno, consiguiendo que un fuego abierto no se pueda desarrollar. Además, la propagación de un fuego de combustión latente se reduce al mínimo. A diferencia de la lucha contra incendios reactiva, vía  sistemas de extinción o cuerpo de bomberos, los sis­temas EcoPrevent excluyen los incendios desde el principio utilizando la reducción de oxígeno. El uso de nitrógeno evita las consecuencias de los daños procedentes del agente extintor en caso de  incendio. Tales daños pueden a veces producirse con los sistemas de extinción por supresión a base de agua, si el agua daña componentes delicados.

También se evita la formación de productos tóxicos provenientes de la reacción de los agentes de extin­ción y el material de combustión, por ejemplo, en los  almacenes de sustancias peligrosas. Los sistemas Oxeo EcoPrevent se utilizan donde las soluciones convencionales de lucha contra incendios  sean difíciles o imposibles de aplicar. A menudo es el caso de zonas de difícil acceso o en aplicaciones fri­goríficas. En comparación con los sistemas de extin­ción por gas, la concentración de oxígeno de los sis­temas Oxeo EcoPrevent permanece siempre en un nivel constante y seguro para las personas, gracias al suministro regulado y controlado de nitrógeno. En el caso de los sistemas de extinción por gas, por otra parte, una vez realizada la inundación, la concentra­ción de oxígeno vuelve a aumentar continuamente debido a las fugas del área protegida, de manera que el suministro de energía en el área protegida debe ser desconectado de nuevo tras pocos minutos para prevenir reigniciones.

Cómo trabaja la reducción del oxígeno

Para que pueda originarse un incendio tienen que cumplirse determinados requisitos. Si materiales inflamables, energía de ignición y oxígeno están en el ratio correcto entre sí, un fuego puede originarse en cualquier momento. Generalmente es muy difícil eliminar todo el material inflamable de un área que necesita ser protegido, o eliminar todas las fuentes potenciales de ignición.

Por otro lado, la concentración de oxígeno puede ser rebajada selectivamente. El aire natural del ambiente tiene un contenido aproximadamente del 21% de volumen de oxígeno. Los sistemas de protección contra incendios Minimax Oxeo EcoPrevent reducen el contenido del oxígeno del ambiente en el área protegida mediante un suministro controlado de nitrógeno hasta el punto en el cual un fuego abierto ni siquiera puede desarrollarse.

Si no se conocen los límites de ignición relevantes de los materiales inflamables, estos se establecen mediante ensayos prácticos y se determina el nivel de reducción necesaria. Con estos sistemas de prevención de incendios, PEFIPRESA de la mano de MINIMAX, puede implementar para la aplicación, un sistema de protección contra incendios a medida.

Dependiendo del sistema de prevención de incendios, el "ambiente inertizado" se establece permanentemente de forma preventiva o según sea necesario. Todas las versiones de la familia de productos Oxeo EcoPrevent se pueden combinar y utilizar la próxima generación de generadores de nitrógeno económicamente eficientes.

Gracias a Oxeo EcoPrevent, las zonas protegidas siguen siendo accesibles y se pueden utilizar sin apenas restricciones. Cuando la presión atmosférica es normal, la proporción de nitrógeno es completamente inofensiva y no tóxica. Como el nitrógeno está presente a un volumen de 78% en la atmósfera natural, el cuerpo humano se adapta a una alta proporción de nitrógeno en el aire. La reducción de la concentración de oxígeno al 15% lograda por un sistema oxeo EcoPrevent corresponde aproximadamente a la proporción de oxígeno absoluta en comparación con una altitud de 3.000 metros sobre el nivel del mar.

Estructura y funcionamiento: Sencillamente eficaz

En su estructura y función, los sistemas de prevención de incendios Oxeo EcoPrevent son particularmente eficientes energéticamente. Para la aportación continua de nitrógeno, dependiendo de la versión, requieren menos o incluso ninguna energía eléctrica en comparación con los sistemas convencionales de reducción de oxígeno.

En los sistemas de prevención de incendios Oxeo EcoPrevent, los sensores de oxígeno monitorean permanentemente el oxígeno actual en el área que se desea proteger. Si la concentración de oxígeno aumenta, por ejemplo, debido a una entrada de aire fresco imprevista, los sensores envían una señal al panel de control FMZ 5000 EcoPrevent. El panel de control activa inmediatamente el suministro de nitrógeno, y el aire reducido en oxígeno llega a través de un sistema de tuberías hacia las áreas que se deben proteger hasta que se alcanza la concentración homogénea y preestablecida.

En las puertas de acceso se indica mediante paneles luminosos la existencia de una atmósfera pobre en oxígeno y se muestra digitalmente el valor de su concentración. El acceso a la zona de protección sigue siendo posible para personal autorizado.

El uso de un sistema de aspiración de humo proporciona una seguridad adicional. Este sistema toma activamente muestras de aire de la zona protegida y las analiza en una cámara de medición. Esto significa que hasta los fuegos sin llama más pequeños son detectados incluso en fase temprana.

Todos los sistemas de prevención de incendios Oxeo EcoPrevent consisten en una fuente de nitrógeno, panel de control, área protegida con sensores de oxígeno, dispositivos de alarma y sistema de tuberías para la alimentación en el aire reducido en oxígeno.

Respecto al tipo de fuentes de nitrógeno utilizadas, los sistemas de prevención de incendios Minimax se dividen en la versión Oxeo EcoPrevent VG con generador de nitrógeno VPSA, la versión Oxeo EcoPrevent FC con celda de combustible y el Oxeo EcoPrevent CS con baterías de cilindros. Además de estas opciones, también es posible combinar varias versiones que se adaptan individualmente a las necesidades del cliente.

PEFIPRESA, de la mano de MINIMAX, diseña, instala y mantiene estos sistemas ofreciendo la mejor solución para este tipo de riesgos. 

 

 

Oxeo EcoPrevent VG

El sistema de generación de nitrógeno VPSA funciona en base al principio de cambio de presión. Contenedores llenos de carbono granular separan el oxígeno y así reducen el contenido de oxígeno en el aire. El granulado consiste en carbón activo especialmente tratado que permite la separación de oxígeno y nitrógeno.

El aire ambiente comprimido entra en un depósito de adsorción a través de un compresor de baja presión que ahorra energía.

El tanque contiene granulado de carbono que retiene las moléculas de oxígeno más pequeñas del aire en sus poros. El nitrógeno puede así fluir más allá y por tanto separado del oxígeno. Un ciclo dura aprox. 60 segundos e incluye la separación de nitrógeno en un depósito (adsorción) y la extracción mediante bomba de vacío del oxígeno ligado en un segundo tanque (reabsorción).

Este proceso se repite continua y alternativamente, el nitrógeno está permanentemente disponible para su introducción en el área protegida.

Gracias a las bajas presiones de proceso, el sistema de reducción de nitrógeno VPSA es muy eficiente energéticamente. La reducción de la presión del sistema conduce inmediatamente a una reducción efectiva del consumo de energía. En comparación directa con los sistemas convencionales de reducción de oxígeno, los costos de energía pueden reducirse hasta en un 70%. Además de esto, la baja presión del proceso protege los dispositivos y el granulado de carbono, lo que reduce el desgaste de los componentes.

El diseño escalable permite suministrar cantidades individuales. A partir de cantidades superiores, el diseño modular ofrece redundancia parcial incorporada. Si se está reparando un módulo o es posible que esté completamente fuera de servicio, una parte de la cantidad suministrada seguirá estando disponible. A menudo, esto es suficiente para mantener la protección contra incendios, o, si es necesario, para ganar el tiempo suficiente para restaurar el sistema.

Las dimensiones modestas del VPSA hacen posible implementar todo el sistema de reducción de oxígeno como una solución en contenedor. Esto ahorra un valioso espacio en los edificios.

Oxeo EcoPrevent FC (Fuel Cell)

Los sistemas de reducción de oxígeno convencionales requieren un compresor de aire neumático, un tratamiento de aire comprimido y un generador de nitrógeno para reducir continuamente el contenido de oxígeno. Esto genera costos de funcionamiento que después de unos pocos años pueden ser más altos que la inversión original.

La combinación exclusiva de un sistema de celda de combustible de los partners de Minimax, Fuji N2telligence es significativamente más económica. De manera similar, y para monitorizar unidades de cogeneración, las celdas de combustible general simultáneamente potencian y calor a partir del principio de cogeneración. Este proceso es casi silencioso, y gracias a la conversión directa de energía química del gas utilizado es muy eficiente.

Durante la generación de energía, la celda de combustible produce aire de escape limpio y rico en nitrógeno como subproducto. Durante la operación este aire de escape está continuamente creado sin ningún coste extra y puede ser idealmente utilizado para el funcionamiento de un sistema de reducción de oxígeno para la prevención de incendios. 

Además, la potencia generada puede reducir significativamente el volumen convencional de electricidad comprada o, alternativamente, ser utilizado como una fuente de alimentación en caso de emergencia. El agua caliente producida en la celda de combustible puede integrarse en el sistema de calefacción, vinculado a procesos de producción o convertido a baja temperatura mediante el uso de sistemas de adsorción.

Al convertir el gas natural en energía eléctrica y térmica, las celdas de combustible alcanzan una eficiencia de más del 90% y ahorran anualmente cientos de toneladas de CO2. Y como no hay motor en marcha en la celda de combustible, sólo procesos químicos, la tecnología tiene un bajo coste de mantenimiento.

Combinado con la innovadora tecnología de celda de combustible, el sistema de prevención de incendios Oxeo EcoPrevent FC ofrece una solución realmente eficiente. Dependiendo del nivel de utilización, se puede alcanzar un retorno de la inversión, e incluso generar una ganancia después de sólo unos años. 

Oxeo EcoPrevent CS (almacenamiento en cilindros)

Cuando se produce un incendio, los gases de termólisis se escapan incluso antes de que se creen partículas de humo. El sistema Oxeo EcoPrevent CS detecta estos gases de termólisis controlada y reduce la concentración de oxígeno en el área protegida mediante una alimentación controlada de nitrógeno hasta el punto en que se crea una "atmósfera a prueba de incendios". Cambia a "modo de prevención".

En las áreas protegidas, la concentración de oxígeno se mide continuamente con los sensores apropiados, y entonces, sus datos se transmiten al panel de control EcoPrevent CS FMZ 5000. La asignación controlada de gas inerte tiene lugar sobre la base de la concentración de oxígeno registrada. De esta manera, el sistema funciona en modo de prevención, y para eventos particulares, el modo de la intervención puede mantenerse durante un período de tiempo definido determinado en consulta con el operador. Esto le da el tiempo deseado en una emergencia para maniobrar, localizar y resolver la causa de la emisión de gases de termólisis. Esto evita tener que apagar el aire acondicionado y los sistemas de IT en funcionamiento, un beneficio en vista de los requisitos de alta disponibilidad de los centros de datos. 

Para una propagación del fuego inusualmente alta, por ejemplo, uno causado por un cortocircuito o un arco eléctrico de alta energía, los detectores de humo por aspiración detectan las partículas de humo más pequeñas y el sistema entra en "modo de intervención": Un suministro adicional de nitrógeno crea una atmósfera suficiente como para apagar un incendio. Por lo tanto, al cambiar al modo de intervención, permite que el sistema apague un incendio de la misma manera que lo haría un sistema de extinción de gas inerte.

En Oxeo EcoPrevent CS, el gas inerte se almacena en baterías de cilindros. Éstos se utilizan para el cambio al modo de prevención y, si es necesario, al modo de intervención y al seguimiento de la concentración de oxígeno definida en estas dos condiciones funcionales. Las válvulas de apertura/cierre desarrollados por Minimax están optimizadas para el flujo y garantizan un control seguro del flujo de gas inerte correspondiente a las señales relevantes del panel de control. 

Oxeo EcoPrevent CS casi no incurre en costos de energía, en contraste con los sistemas con reducción constante de oxígeno. El gas inerte se suministra a la zona protegida solo cuando es necesario, es decir, cuando se detectan gases de termólisis. La producción in situ del gas inerte mediante compresores, aire acondicionado comprimido y generadores de nitrógeno es innecesaria.

Debido a la modularidad de las baterías de cilindros, el suministro de gas inerte puede ampliarse fácilmente junto con las extensiones del área protegida. Esto hace que la solución sea más flexible en comparación con los compresores y generadores de nitrógeno.

En las operaciones standby, las áreas por Oxeo EcoPrevent CS son de libre acceso, ya que la concentración de oxígeno natural sólo se reduce cuando es necesario. Los chequeos de seguridad laboral del personal que permanece e áreas con una concentración de oxígeno sobre el 17% vol. son innecesarios. Incluso se puede utilizar fácilmente en espacios con puestos de trabajo permanentemente ocupados. El área de protección en cuestión debe desalojarse sólo cuando el sistema Oxeo EcoPrevent CS pasa del modo standby al modo de prevención después de la detección de gas de termólisis.

Soluciones híbridas

Para algunos proyectos, la solución de protección contra incendios puede adaptarse individualmente y optimizarse aún más mediante la combinación de varias versiones del sistema. Por lo tanto, Oxeo EcoPrevent FC y VG se complementan  perfectamente y crean una interacción efectiva que permite todos los niveles de control, dependiendo de la aplicación. Otra solución innovadora para centros de datos es la combinación de Oxeo EcoPrevent FC y CS.

En el modo de prevención 1. la celda de combustible mantiene el contenido de oxígeno permanentemente en el rango de control de 17 vol. %, quedando el área protegida libremente accesible. En caso de detección temprana, la batería de cilindros se activa y el modo de prevención 2 reduce la concentración de oxígeno a (por ejemplo) 15% en volumen. La concentración se mantiene dentro del rango de control mediante el uso de la celda combustible y la introducción de nitrógeno cuando se requiere mediante la batería de cilindros.

Si el detector de aspiración de humos detecta aerosoles o las más pequeñas partículas de humo, el sistema activa el modo de intervención a través del panel de control. La batería de cilindros reduce el área de protección a una atmósfera de extinción de, por ejemplo, 11 vol.% y conserva el nivel manteniéndolo durante un tiempo predefinido.

 

 

 

Gracias a sus diferentes características, los sistemas de prevención de incendios Oxeo EcoPrevent son adecuados para diversas aplicaciones. La modularidad de la configuración del sistema permite que los sistemas de prevención de incendios Oxeo EcoPrevent se adapten a la aplicación correspondiente.

Cámaras y almacenes frigoríficos automatizados

En las cámaras frigoríficas y en los almacenes frigoríficos, la propagación de incendios es especialmente rápida debido al aire seco. Los materiales utilizados representan una alta carga de fuego. Al mismo tiempo, el grueso revestimiento del edificio crea un prerrequisito ideal para el funcionamiento de un sistema de prevención de incendios.

Almacenes de sustancias peligrosas y almacenes automatizados de almacenamiento y recuperación

Los incendios tienen consecuencias devastadoras para las personas, la capacidad de suministro y el medio ambiente. La carga de fuego es particularmente alta cuando muchos productos se almacenan en un espacio estrecho. El equipo de transporte completamente automático crea un riesgo de incendio por posibles fallos eléctricos.

Telecomunicaciones y procesamiento de la información

¡La alta disponibilidad de IT es la máxima prioridad! El sobrecalentamiento del hardware o cortocircuitos representan un riesgo significativo de incendio que aumenta por alta densidad de componentes eléctricos integrados. Los incendios más pequeños, si no se detectan a tiempo, pueden provocar fácilmente daños graves si los datos se destruyen irremediablemente.

Museos, cajas fuertes y archivos

Los materiales fácilmente inflamables y los fallos técnicos en dispositivos como los motores de estanterías móviles eléctricas pueden ser la causa de un incendio grave. Los bienes únicos culturales o científicos se destruyen a menudo de manera irrecuperable.

Ventajas

Hay muchas razones para emplear los sistemas de prevención de incendios Oxeo EcoPrevent:

  • Los incendios ni siquiera pueden declararse.
  • Las interrupciones de la actividad se minimizan.
  • No hay daños consecuentes por una formación elevada de humo de combustión, cortocircuitos o agentes de extinción.
  • El acceso a las zonas de protección sigue siendo posible.
  • El suministro de nitrógeno permite un uso flexible e independiente de la zona de protección.
  • Solución económica y particularmente efectiva de protección contra incendios a través de soluciones innovadoras de nitrógeno.
  • Respetuoso con el medioambiente, ya que no deben eliminarse de incendios ni agentes de extinción contaminados.

Calidad a través de la certificación

El alto nivel de fiabilidad de todo el sistema está garantizado teniendo en cuenta las pautas de planificación de instalación de VdS y la norma DIN EN 16750 actual.

Los sistemas de prevención de incendios Oxeo EcoPrevent están certificados por VdS.

Minimax es un distribuidor autorizado certificado VdS para sistemas de reducción de oxígeno.